DETECTA ASF ANOMALÍAS EN EL MANEJO DEL FASP 2021

  • Se ministraron extemporáneamente la primera y segunda aportación estatal, con base en el Convenio signado con el gobierno federal, y se dejaron de utilizar en los objetivos del fondo de seguridad.

Por José Luis Ramírez Romero

De acuerdo a la Auditoría Superior de la Federación (ASF), durante el ejercicio fiscal 2021, el gobierno estatal infringió la normativa del Fondo de Aportaciones para la Seguridad Pública de los Estados (FASP).

Así lo indica la auditoría combinada de cumplimiento y desempeño 2021-A-29000-21-1817-2022, practicada por el ente fiscalizador, que forma parte del Informe Individual del Resultado de la Fiscalización Superior de la Cuenta Pública 2021.

Esta revisión implicó una muestra de 118 millones 489.5 mil pesos, que representó 72.6% de los 163.31 millones de pesos transferidos al Gobierno del Estado mediante el FASP 2021.

Al respecto, el gobierno estatal reportó como devengados y pagados al 31 de diciembre de 2021 y, posteriormente al 31 de marzo de 2022, montos por 122 millones 179.5 mil pesos y 41 millones 073.7 mil pesos, respectivamente.

Ello implica que, durante el pasado ejercicio fiscal subejerció 25% de los recursos totales entregados por el gobierno federal, aunque al corte del primer trimestre de este 2022, la administración estatal ya había devengado y pagado 163 millones 253.2 mil pesos, es decir, el 99.96%.

Por cuanto hace al ejercicio de los recursos, el gobierno estatal incumplió la normativa del fondo, principalmente en materia de transferencia de recursos y adquisiciones, arrendamientos y servicios, así como de la Ley de Coordinación Fiscal, del Convenio de Coordinación con el gobierno federal y su Anexo Técnico.

En tal sentido, la ASF solicitó la aclaración de 7 millones 450.1 mil pesos, relacionados al pago a la Secretaría de la Defensa Nacional (Sedena) para la adquisición de armamento y municiones de las cotizaciones números CC-031/2021 y CC-044/2021, y de los Convenios de Colaboración para la Intermediación para la Enajenación de Armamento y Municiones con números de identificación L.O.C. 152 No. 01/2021 y L.O.C. No. 116/2021, que no fueron entregados al Gobierno del Estado ni distribuidos a los elementos policiales para su uso.

En respuesta, y con base en un oficio del Director General de Industria Militar de la Sedena, se comunicó al Secretariado Ejecutivo del Sistema Nacional de Seguridad Pública (SESNSP) el proceso de compras consolidadas 2021, razón por la cual se excluyó el monto de la solicitud de aclaración correspondiente al pago para la adquisición del armamento y municiones que no fueron recibidos por el estado, para la calificación del dictamen a cargo de la ASF.

No obstante, se registraron incumplimientos en las obligaciones de transferencia de recursos y destino de los mismos sobre la gestión del FASP, ya que se ministraron extemporáneamente la primera y segunda aportación estatal y se dejaron de utilizar en los objetivos del fondo, entre otros.

Por lo anterior, se determinaron 34 observaciones, de los cuales, en 25 no se detectaron irregularidades y dos fueron solventados por el gobierno estatal antes de la emisión del informe. Empero, los siete restantes generaron una solicitud de aclaración y siete promociones de responsabilidad administrativa sancionatoria.